Buscar este blog

domingo, 6 de marzo de 2011

¡MUCHAS FELICIDADES PARA DON MARIO VARGAS LLOSA POR HABER RECIBIDO LA CONDECORACIÓN DEL ÁGUILA AZTECA!



Fotografía: GOOGLE IMÁGENES

Desde mi primer contacto con la literatura de Mario Vargas Llosa, hace muchísimos años cuando estudiaba el bachillerato (o preparatoria, como le llamábamos todos aquí en México y cuando todavía eran únicamente dos años de estudios en esa etapa escolar), me gustó mucho el estilo de este gran literato; su forma de establecer el vínculo con el lector a partir de su narrativa tan llena de denuncia social, de agresivo interés por los asuntos de la vida del hombre en sus ámbitos societales todos, siempre fueron de mi interés y agrado.

Al paso de los años, una pregunta circundaba mi mente:
¿Por qué a pesar de que parecía que año tras año él sería el galardonado con el Premio Nobel de Literatura, siempre se quedaba en el "ya merito" (como decimos en México)?...

Cuando ya, la vida y las enseñanzas de ésta misma, me hicieron entender que política y literatura no es bien visto muchas de las veces (por no decir la gran mayoría de las veces, realmente) comprendí que tendríamos -tal vez- que esperar mucho mucho tiempo antes de que algo sucediera para tan gran ensayista y escritor.

Ahora, al tiempo...
Posterior a la entrega del anhelado y merecido galardón para este hombre peruano de nacimiento pero también español por convicción, comienza la gran oleada de homenajes y reconocimientos para su gran trayectoria literaria pero también como gran pensador político interesado en los asuntos de la vida del mundo en que las estructuras de poder son avasallantes; Mario Vargas Llosa para mí, es de una gran jetatura literaria, pero principalmente moral, porque a la fecha, sus convicciones son férreas y congruentes y por esa maravillosa razón, me alegra que a pesar de siempre mantener su espíritu crítico para con la política de los pueblos (como ha sucedido con sus declaraciones hacia el manejo de lo público en mi país, México, como para con otras tantas naciones), el Presidente de la República le haya condecorado con la máxima presea que el gobierno mexicano otorga los ciudadanos extranjeros más distinguidos en las diversas áreas de desarrollo del hombre y cuya labor y trayectoria así lo demuestren, esto es, EL ÁGUILA AZTECA, apreciando y respetando cabalmente todas y cada una de sus críticas y declaratorias con respecto de su pensamiento político hacia México.

Es un gran gusto que se reciba con los brazos abiertos a tan gran ensayista, narrador y pensador político (que sé que también ha tenido gran actividad política en su natal Perú) y que se reconozca no solamente al insigne literato sino a la grandeza del hombre por cuanto a su humanismo y sus férreas convicciones éticas y sociales.

¡FELICIDADES DON MARIO VARGAS LLOSA! 

(Fotografía cortesía de CNN EN ESPAÑOL BLOGS)
Publicar un comentario